miércoles, 25 de abril de 2012

LA TRÁGICA ESQUINA DE FABITA

  • NOMBRE: Animita de Fabita
  • COORDENADAS: 33°25'59.48"S 70°39'26.62"W
  • CIUDAD/UBICACIÓN: Santiago, Provincia de Santiago, Región Metropolitana, Chile.
  • DIRECCIÓN: Esquina de las calles General Mackenna y Amunátegui, en la cuadra del edificio de la ex  Cárcel Pública y enfrente del cuartel de la Policía de Investigaciones de Barrio Mapocho.
  • CATEGORÍA: Altar funerario / Animita urbana (incompleta)
  • FAVORES SOLICITADOS: No identificados. Se le ofrendan flores reales, de papel y pequeñas artesanías.
  • RESEÑA: Fabiola Andrea Hernández P. murió en esta esquina, arrollada brutalmente por un bus del entonces nuevo sistema de Transantiago, cuando éste estaba aún en fase de pruebas. Su trágica partida sucedió el 14 de noviembre de 2006, cuando la muchacha cruzó la calle confiada como lo hacía siempre en este lugar, sin saber que los nuevos buses del sistema estaba transitando por allí como parte de la marcha blanca y de los desvíos por la pavimentación de las calles que ocupaba antes la locomoción local. Tras su muerte, comenzaron a llegar amigos y familiares de la infortunada muchacha, colocando ofrendas florales en las rejas que están sobre la infausta esquina y así comenzó a aparecer una animita, a pesar de cierta predisposición de las autoridades a no querer este altar funerario en esa barandilla de la esquina. El tiempo dirá si se completa o no la animita.

3 comentarios:

  1. Por esos azares de la vida llegué a este artículo en internet y lo releo mil veces con un torbellino de sensaciones... Triteza, nostalgia, pero también cierta felicidad por haber conocido a esta gran mujer. Yo conocí a Fabita en mi adolescencia. Nos juntabamos con un grupo de amigos en la Villa el Abrazo de Maipú y en ese momento era la novia de uno de nuestros amigos.
    Una mujer alegren, jovial, siempre con una gran sonrisa, graciosa, extrovertida. Mágica.
    Finalmente, el grupo creció y cada uno tomó su rumbo. Perdimos contacto. Hasta que nos enteramos por los noticieros de la terrible noticia acerca de nuestra amiga. Yo aun no lo creo. Una persona con tanta simpatía y carisma.
    Todo el grupo se separó y no supe más del "Mono", no pude acompañarlo en su dolor. Darle ánimo.
    Pero ahora leo este gran articulo y me siento orgulloso de haberla conocido. Y de haber compartido con ella música, risas, cerveza y conversación.
    Escribo esto en nombre de todos mis camaradas de juventud y gracias por este valioso documento.
    Marco Martinez

    ResponderEliminar
  2. Hola Marco. Muchas gracias por tus palabras que son gran aporte. Lamentablemente, debo contarte que misteriosas manos que algunos señalan relacionadas con la administración municipal, arrasaron recientemente con la decoración de la esquina que recordaba a Fabita y sacaron todo, en un acto de extraña prepotencia.

    ResponderEliminar
  3. Uffff.... Justo habia pensado en ir a visitarla un dia de estos. Motivos para estar más triste y melancólico.
    Un abrazo

    ResponderEliminar